Hojaldre vegetariano

Ingredientes:

Para la masa:

– 500 gramos de harina de trigo

– Jengibre molido

– 1 cucharada de levadura en polvo

– 2 cucharadas de aceite de oliva

– 1 huevo

Para el relleno:

– 1 boniato cortado en dados

– 1 cebolla

– 10 champiñones

– Perejil seco

– 100 gramos de espinacas

Para el paté de olivas negras:

– 5 cucharadas de alubias blancas (cocidas)

– 10 aceitunas negras deshuesada

– Tomillo

– Pimienta negra molida

Mezcla la harina, el jengibre, el ajo y la sal. En una jarra pon 180ml de agua con la levadura y el aceite de oliva, añade la harina poco a poco hasta formar una masa. Enharina la superficie de trabajo, amasa hasta conseguir una bola compacta y cubre con un trapo durante una hora.

Calienta el horno a 180°. Para el relleno sofríe el boniato picado unos 15 minutos, después añade la cebolla y champiñones bien picados y termina de sofreír. Agrega las espinacas, el perejil, salpimenta y remueve mientras se termina de cocinar.

Para el paté tritura las alubias y las aceitunas con un poco de sal, pimienta y tomillo. Reserva para después.

Recupera la masa y estírala sobre papel de horno (35x25cm). Recorta los bordes para ajustar. Amasa el restante y guárdalo para decorar.

Unta el paté por toda la base y extiende el sofrito hasta 2cm del borde. Enrolla en forma de “salchicha” y sella los laterales. Usa los restos de masa para hacer un zigzag de adorno a lo largo de la pieza. Pinta con huevo batido y hornea 45 minutos hasta que se dore. Deja enfriar y sirve caliente en rebanadas.

Buen provecho!!

Quesadillas de cebolla y champiñones

Ingredientes

– 3 cucharadas de aceite de oliva

– 2 cebollas rojas en rodajas finas

– 1 cucharadita de azúcar

– 8 tortitas de harina

– 200 gramos de champiñones laminados

– 150 gramos de queso cheddar rallado

– 1 puñadito de perejil

– Sal

– Pimienta

Calentar 2 cucharadas de aceite en una sartén grande y rehogar la cebolla hasta que esté bien pochada. Añadir el azúcar y remover durante 3 minutos o hasta que quede caramelizada. Retirar con la espumadera y reservar.

Calentar el resto del aceite en la sartén, dorar los champiñones y reservar.

Poner al fuego una sartén antiadherente y calentar una tortita. Cubrir su superficie con una cuarta parte de las cebollas, los champiñones, el cheddar y el perejil y sazonar al gusto. Colocar encima la otra tortita y fríela por ambos lados hasta que esté tostada. Retirar de la sartén y repetir la misma operación con el resto de las tortitas e ingredientes.

Cortarlas en triángulos y acompañar con ensalada.

¡Buen provecho!